viernes, 13 de marzo de 2009

Tirador alemán era depresivo


Tim Kretschmer, el adolescente alemán que irrumpió en su antiguo colegio armado de Winnenden, con una Beretta de 9 mm y mató a 12 personas antes de ser abatido por la policía, era un paciente siquiátrico que padecía depresión, y había dejado el tratamiento por propia voluntad.

Así lo consigna el diario El País de España, en su edición de hoy. El fiscal a cargo de la investigación, hizo la siguiente semblanza del joven:

Un muchacho no demasiado listo, aficionado al ordenador, no muy popular o atractivo en su escuela, pero "amable". Incluso obtuvo su graduado de secundaria. Con algunos problemas de depresión. Hay millones de chicos así en toda Europa.


Es difícil admitir, que Europa esté poblado de potenciales exterminadores.

1 comentarios:

ricardo teran dijo...

no se puede decir que nuestra sociedad es muy diferente a la europea... o mejor... pero al menos este tipo de cosas "aun" no se ven aca... pero llegaran... la sociedad cada vez presiona mas...